Inventario

Tempo, Tempo Por Moisés Campos

Soy grande, brusco, robusto y además le temo a la violencia; seguramente mis traumas infantiles son tales que en una riña común me priva y se hace bolita. Soy malhecho, nunca coloree sin necesidad de salirse de la rayita. Soy un provocador, enciendo chispas que a veces se salen de control, soy directo, indiscreto, muchas veces indispuesto.

Mi presencia se siente con la calidez de mi voz y en mis gestos conocerás la conformidad con algún asunto. Cuando algo me gusta siempre lo llevo a otro nivel, esto como virtud es buena, pero como defecto a desatado las peores batallas conmigo mismo por generar expectativas.

Soy Soñador, aprendí a amar hace unos años, abrí mi corazón y se cerro por un tiempo, después dosifiqué ese amor en los que estaban: mis amigos, familiares y compañeros (hombres y mujeres). Soy claro, respetuoso (he aprendido de la peor manera), abierto a las posibilidades y sobre todo improvisado.

Sonreír no siempre es la medicina cuando tu cuerpo no responde, tu mente se nubla, cuando no te emociona lo de antes, cuando las personas ya no están, cuando te comienzas a olvidar. Algo esta pasando, voltea a ti, grita como Yoko Ono. Suspira y respira lento.

Cuando el futura de aflige, mira el presente; cuando algo no suceda, llora, desahógate, canta e intenta olvidar; Cuando las ganas de no vivir invadan todo tu ser, respira y suspira, que tu ser reconozca ese tempo que marca tu corazón.

Cuando todo esto pase, háblalo, no estas solo.  De corazón a corazón no estamos solos.

¡Somos sinfonías en este tempo de la gran orquesta llamada vida!

You may also like

More in Inventario